¡BARRANQUILLA CUMPLIÓ!

La realización de los XXIII juegos centroamericanos y del caribe celebrados en Barranquilla (con Cali y Bogotá como sub-sedes), fue un rotundo éxito.

Desde el día de la inauguración (19 de julio), estas justas dejaron entrever que sería un espectáculo para todos los involucrados; todos gozaron la fiesta deportiva  que tuvo un inicio maravilloso en el Estadio Metropolitano, con Shakira como invitada de honor.

Con el pasar de los días, los escenarios y sus alrededores se convirtieron en una verdadera  fiesta que involucró a niños, jóvenes y adultos, quienes apoyaron hasta el cansancio a sus delegaciones. Con euforias, cantos y todo tipo de celebraciones, visitantes y nativos se unieron con un mismo sentir deportivo.  Sin duda alguna, la delegación colombiana tuvo una especial acogida cada vez que tenía alguna participación; el himno nacional unía voces que llegaban a las entrañas de cada uno de los que presenciaban el acto.

Sin prisa pero sin pausa, se desarrollaron cada una de las competencias en los diferentes escenarios, que sin duda alguna, fueron una de las mayores atracciones de la ciudad.  La calidad del espectáculo ofrecido por los deportistas, cautivó a cada uno de los expectantes en las tribunas e incluso, a quienes seguían las competencias a través de los diferentes medios de transmisión de los juegos.

 

COLOMBIA, NUEVAMENTE EN EL PODIUM

En materia deportiva, la delegación colombiana fue protagonista de principio a fin en este magno evento. Deportistas consagrados internacionalmente, así como atletas que muestran un futuro prometedor, dieron su máximo esfuerzo para hacerse un lugar en el pódium y llevar a lo más alto el deporte colombiano. Si bien la apuesta de la dirigencia era conseguir el primer lugar, la delegación nuestra consiguió mantener el tercer lugar, que viene alcanzando de manera consecutiva desde 2002.

Superó en esta ocasión lo realizado en tierras mexicanas (Veracruz 2014), donde alcanzó 70 medallas de oros, 75 de plata y 78 de bronce, para un total de 223 metales. En esta oportunidad, la delegación colombiana obtuvo 77 preseas doradas, 92 de plata y 96 de bronce, para un total de 265 medallas. En esta ocasión logró, no solo superar el total de medallas de Veracruz-2014, sino de su mejor participación en Mayagüez-2010, donde obtuvo 260 metales.

 

Colombia sigue mostrando su poderío

El histórico triunfo de Colombia sobre la delegación cubana en atletismo, es el punto que llena de regocijo el deporte colombiano; 11 medallas de oro, 5 de plata y 9 de bronce conquistaron los atletas colombianos. Las dos medallas doradas de Catherin Ibargüen (salto largo y salto triple), sumadas al triunfo conseguido por Eider Arévalo  en los 20 kms marcha, la histórica victoria de Bernardo Valoyes en los 200 mts  y el oro de Jeison Suarez en la maratón (superando al mexicano Daniel Vargas  por 36 seg.), demuestran el alto nivel del atletismo colombiano que completó su faena con medallas doradas en 3000 mts con obstáculos, 5000 mts, lanzamiento de disco y salto con garrocha y lanzamiento de jabalina (femenina).

En natación, la delegación colombiana consiguió 7 preseas doradas, 4 de ellas en manos de Isabella Ardilla (50 y 100 mts espalda, y 50 y 100 mts libre), superando la labor hecha hace cuatro años en los Veracruz donde se alcanzaron 6 medallas doradas. Diana Pineda (clavados), Omar Pinzón (100 mts espalda) y Jorge Murillo (100 mts pecho) completaron las preseas doradas.

Por otra parte, en patinaje carreras, la delegación colombiana arrasó con el medallero logrando 8 preseas doradas, una de plata y una de bronce. También, el patinaje artístico se llevó los honores al conseguir la medalla de oro tanto en masculino como en femenino. Con 13 oros y como es habitual, levantamiento de pesas fue el deporte que más metales aportó al medallero colombiano; también obtuvo 9 medallas de plata y 3 de bronce, manteniendo en lo alto a los pesistas colombianos con respecto a las demás delegaciones.

 

Colombia brilla en deportes de conjunto

Colombia obtuvo medalla de oro en futbol masculino, venciendo en la final a la selección venezolana (2-1), que trae consigo un proceso  importante que le ha dado el subcampeonato en el  mundial sub-20 en Corea del sur-2017. En el renovado estadio Romelio Martínez, los colombianos consiguieron su tercera medalla dorada  luego de 12 años de sequía en estas justas (la última vez había sido en Cartagena 2006), siendo su primera medalla dorada justamente en Barranquilla 1946.

El voleibol también tuvo una destacada participación, donde consiguieron medalla de plata tanto en masculino como en femenino. Las chicas colombianas se enfrentaron en la final a República Dominicana, quienes sumaron así su quinta medalla dorada de manera consecutiva en juegos centroamericanos y del caribe. Mientras, los varones accedieron a la final enfrentando a los dominicanos, que se quedaron con la presea dorada por segunda vez consecutiva.

En baloncesto, la delegación colombiana confirmó su gran momento accediendo a la final en ambas categorías (hombres y mujeres). Las chicas consiguieron la medalla de oro ante la selección de Cuba, en un gran partido que se definió en tiempo extra y que deja al quinteto colombiano en la cima del baloncesto sudamericano tras haber conseguido medallas doradas en el ciclo olímpico actual (juegos bolivarianos, sudamericanos y centroamericanos). Los hombres por su parte, lograron vencer en semifinales a Cuba y buscaban el soñado título ante Puerto Rico; sin embargo, los “boricuas” dominaron el juego y se hicieron a la presea dorada, logrando su cuarto pódium consecutivo (oro en 2006 y 2010, y bronce en 2014).

 Por su parte, el Rugby (modalidad 7) consiguió medalla dorada tanto en masculino como en femenino, demostrando el  potencial de estos deportistas. Los hombres, vencieron en el estadio moderno a México 21-14, mientras que las mujeres superaron a Venezuela 20-0 para quedarse con la medalla dorada. El rugby viene dando señales de grandes avances que le han permitido ir construyendo su propio camino en este deporte.

Por otro lado, el polo acuático se bañó en oro al vencer a Cuba (potencia del continente) 12-10 dando un paso histórico en los juegos centroamericanos y del caribe. Jugando con mucha garra y corazón, los colombianos se impusieron pese a diversos obstáculos (deportivos, laborales, familiares, personales) y deleitaron a los presentes en el complejo acuático Eduardo Movilla, quienes vieron como un puñado de muchachos guiados por Iván Idarraga, único jugador profesional del equipo colombiano (actúa en el Catalunya español), consiguieron un triunfo pese a las adversidades.

 

Escenarios deportivos: una gran herencia

Sin duda el gran beneficio de la realización de los juegos era la infraestructura que le quedaba a la ciudad. Los escenarios deportivos son la mejor herencia que los juegos centroamericanos le dejaron a la ciudad. La construcción y remodelación de estos escenarios, servirá para la práctica de nuestros deportistas atlanticenses así como también la realización de diversos torneos locales, regionales, nacionales e incluso internacionales; un ejemplo de ello es, el mundial sub-23 de beisbol que se jugará en el mes de octubre del presente año en el estadio Edgar Rentería.

Además, el hecho de haber mostrado los diferentes deportes que no son cotidianos en la ciudad o que estaban en un segundo plano, permitirá la promoción y el impulso de los mismos a nivel recreativo y deportivo. Deportes de combate, Voleibol, Baloncesto, Beisbol, Softbol, Natación o Rugby, son algunos de los deportes que permitirán que la ciudadanía tenga momentos de libre esparcimiento y a su vez, una mejora en la salud de quienes lo practiquen.

La cultura deportiva se muestra como una oportunidad para que en la ciudad se establezcan diferentes actividades en beneficio de todos. El buen comportamiento dentro y fuera de los escenarios será vital para conseguir que Barranquilla, vuelva a ser la “PUERTA DE ORO DEL DEPORTE COLOMBIANO”.

German Bula 
Licenciado en Cultura física,
recreación y deportes


Lo que te puede ayudar este post:

0 votes, 0 avg. rating

Comparte esto:

Deja tu comentario